Blog

Cursos de idiomas en el extranjero: ¿Valen lo que cuestan?

¿Qué ofrecen los cursos de idiomas en el extranjero?

¿Es posible aprender un idioma sin salir de España?

¿Son para los jóvenes una experiencia lúdica o formativa?…

Hay muchas preguntas como estas que las familias se hacen cuando se plantean mandar a sus hijos al extranjero durante una temporada. Desde mi punto de vista la más importante es: ¿Los cursos de idiomas en el extranjero valen el precio que se paga por ellos?. Para dar una respuesta a esta pregunta primero hay que tener claro qué ofrecen.

Según nuestra experiencia, a la hora de contratar un curso de idiomas en el extranjero se hace demasiado hincapié en el aspecto lingüístico, muy importante, desde luego, pero se tiende a olvidar otros que, desde mi punto de vista son, al menos, tan importantes como aquel. Me estoy refiriendo a la experiencia que para los jóvenes representa vivir durante unas semanas o meses en otro país, alejado del paragüas protector que le ofrece la familia y su entorno más cercano.

La participación en cursos y programas de este tipo implica:

  • Inculcar a los jóvenes el gusto por viajar y conocer otros paises.
  • Hacer amistades con otros jóvenes de su misma nacionalidad, amistades que, por otra parte suelen ser duraderas por haberse forjado en un ambiente que no es el propio.
  • Hacer amistades con jóvenes de otras nacionalidades con lo que ello supone de enriquecimiento para unos y otros. Estas relaciones suelen continuar una vez termina el curso y siguen a través de las redes sociales y demás instrumentos que hoy en día ofrece Internet.
  • Los jóvenes «viven» de primera mano una cultura nueva, una forma nueva de ser y de pensar y se percatan de que lo suyo no es lo mejor ni lo peor sino que es distinto y aprenden a respetar las diferencias entre las personas.
  • Se hacen más responsables puesto que tienen que hacerse cargo por sí mismos de, por ejemplo, mantener su ropa limpia y ordenada, su habitación recogida, hacer las tareas de repaso que les ponen después de las clases, acostumbrarse a un tipo de alimentación y unos horarios a los que no están habituados, asimilar un tipo de enseñanza distinta a la que reciben en España (en el caso de los años, trimestres académicos o nuestro Boarding School Immersion Program).
  • Hay una diferencia enorme entre los jóvenes y niños que están acostumbrados a viajar y a convivir fuera de su entorno con respecto a los que nunca lo han hecho. Son mucho más abiertos, más respetuosos con las diferencias entre las distintas culturas y razas, suelen ser más responsables y más maduros.

Todos estos aspectos no tienen un componente lingüístico propiamente dicho pero son parte de su Educación.

¿Puede aprenderse un idioma sin salir de España? Con mucha dedicación, mucha disciplina y un buen profesor, es posible, pero la pregunta es: ¿Se puede acceder a los puntos mencionados arriba sin salir de nuestro país?. No, imposible. Y ¿en cuánto valoramos dichos puntos? ¿Cuánto vale una amistad que en muchos casos es para muchos años? ¿Cuánto vale el conocimiento y respeto por otras culturas y formas de ser y de pensar? ¿Cuánto vale el salto cualilativo en cuanto a maduración de los jóvenes?, etc. Todos estos conceptos son muy subjetivos y cada uno podrá darles el valor que crea oportuno pero lo que es seguro es que TIENEN valor y que hay que tenerlos en mente cuando pensemos si los cursos de idiomas en el extranjero valen lo que cuestan.

Back to list

One thought on “Cursos de idiomas en el extranjero: ¿Valen lo que cuestan?

  1. Estoy completamente de acuerdo en que se puede aprender un idioma sin salir de España pero se pierden muchas de las ventajas que el viajar al extranjero implica. Mi experiencia ha sido una de las mejores al viajar a Estados Unidos, regresé con muchos amigos y nuevos conocimientos acerca de su cultura. Os lo recomiendo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.